Encuesta 75

Las respuestas a la encuesta de la semana pasada se centran en la relación entre la salida de los indultados por el amigo Sánchez y la preparación de la nueva ola del separatismo y su obsesión con un referéndum inconstitucional. Lo peor de esta nueva intentona es que, paradójicamente, puede enfocarse como consulta pactada entre los inductores del golpismo y los que se supone son los defensores y valedores de la ley y la unidad nacional.

Ya sea arropados por los amigos sanchistas o de forma unilateral entramos en un nuevo escenario. Los primeros, solo por seguir en el poder y vivir de las rentas públicas que otorgan los cargos, son capaces de vender a su madre, pero no olvidemos que para chulos e idos ya tenemos a los recién liberados que, en la sombra o con toda la geta, seguirán usando la alfombra roja que el necesitado de la Moncloa les ha puesto con el solo objetivo de poder seguir un tiempo más en su nube.

En este sentido, la inmensa mayoría de los participantes en la encuesta dan por supuesto que darán la cara y harán campaña abierta y visible. No hay necesidad de esconderse cuando uno se sabe controlador de las llaves del calabozo y tiene al carcelero enamorado. Por ello el 85% ha apostado por una vuelta a la intentona de referéndum con todo el descaro y chulería, con la ayuda de nuestro ridículo presidente que ni se ha inmutado tras lanzar un derechazo en la mandíbula de los españoles y su orgullo, lo que esperemos sea suficiente para acabar de rematar su carrera política.

Un 8% considera que los amigos de Sánchez jugarán sus bazas en favor de la ruptura, pero con prudencia y sin que se note excesivamente. Este enfoque cuidadoso y el anterior con sorna son igual de factibles, sabedores de que para el necesitado de sueño abrazado a la almohada de palacio le vale cualquier cosa y, de ser necesario, el comodín del perdón siempre está disponible.

La encuesta la completamos con la tercera de las respuestas que, en este caso, valora la posibilidad de que el ejercicio de bravuconería que supone plantear una consulta inconstitucional no llegue a consumarse. Argumento basado en la idea de que, entre tanto, podremos sacar del Gobierno a este lastre y vergüenza que tanto mal está haciendo a España y los españoles de bien. Es una opción con solo el 7% de los apoyos, puesto que todos sabemos que para los separatistas ahora es su momento, al tener al más sumiso Gobierno a sus pies. La ofensa volverá tarde o temprano con una nueva intentona golpista tras ver lo barato (ganga) que sale ser ilegal en este país y humillar con descaro a España, sus instituciones y su buena gente.

¿Los golpistas volverán a plantear otro referéndum?

  • - Si, pero sin que se note. (8%,)
  • - Si, con descaro. (85%,)
  • - No. Pronto gobernarán los que defienden a España. (7%,)
Cargando ... Cargando ...
2021-06-28T11:34:32+02:00